Inicia la fiesta de Futbol

miércoles, 11 de febrero de 2009

El Salvador Vs. Trinidad y Tobago

Con gol de último minuto El Salvador rescata empate de local ante Trinidad y Tobago





Estadio Estadio Cuscatlan

2 - 2
Min. 7 Carlos Edwards (Trinidad y Tobago)
Min. 26 Dwight Yorke (Trinidad y Tobago) Penal
Min. 82 Osael Romero (El Salvador)
Min. 90 Osael Romero (El Salvador)
Final


El Salvador contra Trinidad y Tobago se anticipaba como el partido de las selecciones más débiles de las seis participantes, pero entre estas mismas escuadras había mucha diferencia, con unos "Soca Warriors" apostándole a la experiencia mundialista de un gran número de sus jugadores, mientras que El Salvador a un montón de "cipotes".

El resultado final fue un empate de 2-2, cuando los locales tenían una desventaja que sorprendía a todos los asistentes en el estadio.

A los siete minutos los caribeños se fueron arriba en el marcador en un grave error del arquero Juan Jose Gómez, al fallar en rechazar un remate frontal pero con mucha potencia que no llevaba mucho peligro.

El gol fue un golpe durísimo para las aspiraciones de la selección dirigida por Carlos de los cobos, con una selección ordenada en la primera mitad pero sin agresividad, sin ese "pressing" al momento de irle a quitar la pelota al rival.

La "selecta" jugo un primer tiempo ordenado, pero a la misma vez frió y las cosas se complicaron más por el trabajo del árbitro mexicano Marco Antonio Rodríguez, sí aquel mismo que no fue tan rigorista ante Panamá pero que esta vez se convirtió en protagonista como lo suele hacer en el balompié azteca.

Stern John vendió barato una caída dentro del área y Rodríguez compro, así de fácil y a los 26 minutos de la primera mitad el conjunto de Pacho Maturana ya ganaba cómodamente dos a cero.

En casa, en su debut y contra la pared se encontraba "la selecta", pero como es ya de costumbre los salvadoreños terminan mejor los partidos, gracias a la virtud más grande que tiene este equipo: el manejo del balón.

No se cual fue el mensaje del técnico mexicano De los Cobos después de la primera mitad, pero El Salvador fue otro en el segundo tiempo, jugando por las bandas, con toques rápidos y aprovechando que Trinidad y Tobago se fue tirando atrás y el pasto alto del Monumental Cuscatlan que le paso factura a los caribenos.

El Salvador mejoró mucho con el ingreso de William Torres Alegría y también con el diminuto pero efectivo delantero Rodolfo Zelaya. En esa segunda mitad mejoraron mucho Cristian Castillo y Osael Romero quien fue el actor de los dos goles.

Un empate que deja satisfechos a los aficionados salvadoreños porque su selección vino de menos a más, porque jugó mejor en la segunda mitad, terminó metiendo en su propio terreno a los caribenos que terminaron pidiendo el tiempo y contra un árbitro que no marcó un clarísimo penal del portero Clayton Ince sobre Zelaya.

Se pierden dos puntos en casa para El Salvador, pero se gana mucho en la reacción del grupo, en la unidad y siempre creer en si mismos con un final dramático, espectacular que servirá de mucho para los próximos partidos.

1 comentario:

Jega dijo...

Muy buen escrito, no se tu nacionalidad (no he visto tu perfil)pero fuiste muy objetivo, ¿sabes?, al leer muchos medios de un u otro lado sobre la selección de El Salvador, son (o por lo menos asi los siento) prejuiciosos.
Por cierto me gustaria que comentaras sobre eso de la mayor virtud de la "selecta" será interesante conocer esa apreciación